Deseabilidad de anuncios de propiedades facilita las búsquedas

Durante la adquisición de un producto servicio los consumidores basan su decisión en múltiples aspectos dependiendo de la naturaleza del mismo. Puede ser que compren un producto por lo bonito que se vea, cuando su función es la de ornamenta, todo para resolver algún problema Y requieren que el mismo sea multifuncional para resolver la mayor cantidad de problemas posibles, pero además de fácil uso, Y de guardar o ocultar, Y también el precio, cuando el presupuesto es reducido. Para ello las ofertas Y el mercadeo corresponde al lugar ara recabar información más oportuna para efectuar comparaciones entre las diferentes alternativas que compiten el mercado.  
En el mercado inmobiliario se produce el mismo efecto cuando el público objetivo está buscando ofertas de propiedades inmuebles para la compra o el alquiler. Claro está, qué los criterios Que emplea son distintos. En estos casos los criterios del deseabilidad social son los que participan en la definición de una oferta inmobiliaria. Cuando una propiedad tiene gran potencial para la compra es porque se engalana en poseer múltiples criterios que no puedes faltar dentro de una casa. Por ejemplo, la locación ubicación geográfica y cuestiones en el diseño Y el estado físico de la propiedad, las cuales a medida que sean más de calidad, incrementan la intención de compra Y el valor de la propiedad.
En tal sentido los anuncios inmobiliarios son más efectivos en captar la atención cuando logran identificar Y resaltar la mayor cantidad de elementos deseables por el público interesado en adquirir una propiedad.